Saltar al contenido

Breve historia del Bodegón desde la edad antigua hasta la actualidad

Los bodegones de arte son aquellas obras realizadas en base a naturaleza muerta, estos pueden ser frutos, animales,  utensilios de cocina, flores.

El arte de naturaleza muerta no es algo nuevo, con cientos de siglos recorridos y todos los que le falta por recorrer, su aspecto visual suele transmitir bienestar, armonía y algo de serenidad, sin mucho ruido de enfoques y con todo lo que respecta a pinceladas suaves.

En el arte de bodegones destacan muchos aspectos, entre ello tenemos las siguientes épocas:

  • Edad Antigua
  • Edad Media
  • Siglo XVI
  • Siglo XVII
  • Siglo XVIII
  • Siglo XIX
  • Siglo XX
  • Siglo XXI

El Bodegón en la Edad Antigua

La edad antigua es el principio de todo lo referente a los bodegones en el arte, dividiéndose en el antiguo Egipto, Grecia y Roma. Egipto como principal ejemplar,  comenzó con este arte en los interiores de sus tumbas, estas eran adornadas con bodegones para generan paz sobre los restos ya que insinuaban que era el estilo de vida que llevaban y los alimentos que consumían.

En Roma, la costumbre era hacer de estos bodegones mosaicos creados a partir de flores y un bol de cristal en una mesa, el resultado era simplemente fantástico y se dejaba ver en lugares como Herculano,  Pompeya y Boscoreale. Para la antigua Grecia por otro lado, era más común ver representados los bodegones en la cotidianidad de la vida, ya fuese en  animales,  objetos de la mesa, jarrones y algunos alimentos como pan y frutas.

Bodegones en la Edad Media

Petrus Cristus, Jan Van Eyck y Giotto fueron los principales artistas de Bodegones en la edad media, su arte insinuaba temas religiosos y a su vez jugaba con otros aspectos mucho mas de antaño; sin embargo, su factor más influyente era el poder hacer uso de de una combinación de objetos comunes anexando el catolicismo.

El estilo hiperrealista fue uno de sus puntos más importante; sin embargo el secado de estas pinturas era mucho más lento y permitían la mezcla y trabajo de capas por colores. Flores en jarros y otros dibujos de contenido heráldico era bien recibidos y todos estos renovaron el trabao realizado por egipcios y romanos en la edad antigua.

Naturaleza muerta del Siglo XVI

Alberto Durero, Jacopo de’Barbari, Joachim Beuckelaer, Leonardo Da Vinci y Annibale Caracci reinaron en el siglo XVI como principales influyentes del  bodegón de arte, este manteniendo el significado religioso que había sido impuesto por los artistas de la edad media, flora y fauna fueron su mejor fuerte, esto masificado por Alberto Durero.

Si bien el arte de bodegones es oscuro y en tonos sepias,  los artistas del siglo XVI anexaron flores coloridas como el tulipán  y estas se marcaron de forma permanente en los bodegones, generando un efecto amarillento en las escenas finales y otras veces azulado pero sin perder la estética de sombras.

Las frutas cítricas también eran destacadas en este arte gracias a la corte de los Medicis, todo esto generado de manera muy específica en los años de 1600. El bodegón autónomo había cambiado de forma tal que ya el contenido religioso era muy poco; sin embargo, se mantenían los aspectos morales, no fue hasta un poco después que se hizo presente el arte de bodegones sin ningún sentido moral o religioso.

Bodegón en el Siglo XVII

Italia fue el epicentro de todo lo que se relaciono con los bodegones en ese año, para la época se buscaba un gran estilo y esto fue logrado con mucha facilidad por artistas como Giovanna Garzoni y Fede Galizzia. Una obra representativa de bodegones fue realizada en el año 1667 de nombre “bodegón de banquete “ y realizada por Abraham Van Beyeren, mostrando una mesa de frutos y algunos mariscos marcados.

Caravaggio fue uno de los más recurrentes en presentar naturaleza muerta en sus obras, su típico cesto de fruta es uno de los ejemplos más utilizados a la hora de generar impresión sobre bodegones; sin embargo “La cocinera” de Bernardo Strozzi, aun sin ser tan convencional generaba bastante placer y adeptos para la época, aun siendo un simple arte de utensilios, como se le decía.

La pintura del bodegòn en el Siglo XVIII

El siglo XVIII no fue muy relevante en cuanto al arte de bodegones,  algunas piezas de arte como “Un trozo de salmón, un limón y tres vasijas” parecían plasmar bastante bien lo que era la escena del arte de bodegones, este  realizado por Luis Egidio Melendez dio por culminado aquellos momentos de mensaje religioso y moral que daban sus cuadros.

Charles Willson Peale, artistas norteamericano se encargo de formar una familia de pintores y una sociedad para la formación de artistas, estos tenían como principales obras y métodos el uso de bodegones para iniciar en lo que era el arte de sombras.

Bodegones en el Siglo XIX

El siglo XIX fue de tiempo académico y funciono mayormente para el adiestramiento de nuevas mentes a las artes plásticas, los bodegones  como tal no eran muy relevantes pero si existieron artistas reconocidos que en su momento pasaron por bodegones, entre ellos Vicent Van Gogh y Edouard Mariet. Van Goght  utilizo colores generalmente alternos a lo que se acostumbra al momento de pintar bodegones, haciendo uso de tonos amarillos y ocres, girasoles y un cesto aparentemente de arcilla para sostener, cambiando un poco el significado de naturaleza muerta.

El bodegón en el Siglo XX

En el siglo XX el arte de  bodegones se hizo un poco minimalista, trayendo consigo obras como Bodegon con cebollas de Paul Cezanne  y el “Bodegon” de Juan Gris, este arte seguía funcionando como punto de entrada para los artistas, que resaltaban la belleza muerta de una mesa cualquiera.

En 1930 el Bodegón paso por manos de artistas como Frida Kahlo y estos representaban culturas nativas en cuadro de naturaleza muerta, que por supuesto genero impacto.

La pintura del bodegòn e la actualidad Siglo XXI

En el siglo XXI todo lo referente a bodegones sigue siendo arte aunque desde un punto distinto, generado por computos y material fotográfico.